Publicidad


Publicidad

Ministra de agricultura se reunió con el presidente de Irlanda

Michael D Higgins expresó su interés en la estrategia de conservación de la Amazonia expuesta por el presidente colombiano ante la ONU.

Min de agricultura se reunión con el presidente de Irlanda
Por Laura Niño | Lun, 26/09/2022 - 08:47 Créditos: Min de agricultura

La ministra Cecilia López se reunió en la mañana del lunes 26 de septiembre, con el presidente de Irlanda, Michael D Higgins, en Áras an Uachtaráin, Irlanda, en la residencia oficial del presidente.

Michael expresó su interés en la estrategia de conservación de la Amazonia expuesta por el presidente colombiano, Gustavo Petro,  ante la Organización de las Naciones Unidas. (ONU).

“También conversamos sobre desarrollos tecnológicos para una agricultura y una ganadería moderna. Es un país del que tenemos mucho que aprender, por eso debemos profundizar los vínculos entre ambos países”, dijo la ministra Cecilia.

El mandatario colombiano durante su discurso en la ONU, fue enfático en salvar las selvas. “La selva que se intenta salvar es al mismo tiempo, destruida.” Así mismo, Petro se refirió a la destrucción de la planta de coca la cual “arrojan venenos, glifosato en masa que corre por las aguas, detienen a sus cultivadores y los encarcelan”.

“Destruid la planta que mata gritan desde el norte, pero la planta no es sino una planta más de las millones que perecen cuando desatan el fuego sobre la selva”, puntualizó el jefe de estado colombiano.

De igual manera, el presidente Petro habló sobre la guerra que se vive contra la misma selva. “La selva se quema, señores, mientras ustedes hacen la guerra y juegan con ella. La selva, el pilar climático del mundo, desaparece con toda su vida.

Por otro lado, el mandatario recalcó que para varias naciones Colombia no les importa más allá de arrojar venenos a las selvas. “Para ustedes mi país no les interesa sino para arrojarle venenos a sus selvas, llevarse a sus hombres a la cárcel y arrojar a sus mujeres a la exclusión. No les interesa la educación del niño, sino matarle su selva y extraer el carbón y el petróleo de sus entrañas.

Lea también: