Publicidad


Publicidad

Nuevas quejas contra Avianca

La canciller y vicepresidente Marta Lucía Ramírez se demostró inconforme con el servicio de call center. Por su parte, la periodista Vicky Dávila se quejó de un servicio malo y "unas sillas carísimas".

Nuevas quejas contra Avianca
Por LeidyHernandez | Lun, 10/01/2022 - 08:15 Créditos: Avianca

Continúan las quejas contra la aerolínea Avianca. Los nuevos reclamos se presentan desde la política hasta líderes de opinión. 

Por un lado, el pasado 9 de enero, la canciller y vicepresidente Marta Lucía Ramírez se mostró inconforme con el servicio de call center de Avianca. Por medio de Twitter, la diplomática manifestó

El call center de @Avianca @AviancaNAM  es una falta de respeto al cliente!!

avianca
Presentación de Avianca de las nuevas sillas de sus aeronaves / Avianca

 

La canciller dio a concoer que es inaudito llamar durante tres días al ‘call center’ de Avianca sin obtener respuesta alguna sobre su requerimiento. Aunque no dio a conocer el motivo de su llamada, se sumó a las quejas de los usuarios de la aerolínea.

 

“Después de una hora de escuchar la grabación, la llamada se cuelga. Mejorar opciones de servicio al cliente y tener un mejor operador, por favor”, agregó la alta funcionaria.

Cabe resaltar que las redes sociales han servido para denunciar y mostrar hechos inauditos que ocurren en el país y/o compañías; sin embargo, las personalidades que se quejan recientemente hacen parte de la política colombiana e incluso medios de comunicación.

 

Frente a la situación, la canciller manifestó:

Empresas no deben esperar que clientes se quejen a través de redes sociales, ni que sea el cargo de quien se queja lo que le facilita atención

Así mismo, también se conocieron argumentos que demuestran la inconformidad con el servicio de Avianca. Este fue el caso de la periodista y directora de Semana, Vicky Dávila, quien por la misma red social, denunció:

Acabo de aterrizar en un vuelo de Avianca, todo estuvo a tiempo. Sin embargo, me baje del avión triste. La Avianca con la que crecimos ya no existe. Esa es la verdad, todo es un desdén. Unas sillas carísimas que siguen vendiendo como primera clase que en realidad ya no hay.

Cabe resaltar que esta situación se presentó en el vuelo 8487 de las 10 de la noche. El viaje que cubría la ruta ruta Santa Marta-Bogotá el pasado domingo 9 de enero.

Pero las quejas no solo se refieren al servicio de call center o a la comodidad que brinda la aerolínea. También se refieren a que en medio de la pandemia del Covid-19 y en frente de la situación con la variante Ómicron, que ya hace presencia en el país, no se respetan los protocolos de bioseguridad dentro de los aviones.

 

Según la periodista, "Cuando nos subimos al avión me sorprendió que los auxiliares no se percataran de que había gente sin tapabocas. ¿No disque es obligatorio?. Nos tocó pedirles que les dijeran a las personas".

 

De la misma forma, la directora de Semana se unió a las quejas por el servicio de la áerolínea que además ha llevado a burlas en redes sociales frente a las sillas de los aviones. Dávila indicó:

Por lo demás, las sillas duras, casi no reclinan, con unas cabeceras incómodas. Pero la cobran como siempre, como si fueran de una confortable primera clase. La verdad es que los precios deberían ser vigilados con rigor por parte de autoridad

Es de resaltar que más allá de las quejas por el servicio, también se han denunciado contra Avianca el trato y transporte de mascotas. El más reciente caso conocido fue el Oreo, una cachorra que llegó al lugar de destino con el guacal dañado y fue entrgada a su dueña luego de más de una hora.

Según la denuncia de Conexión Animal, una plataforma de defensores de los animales que le apuesta al activismo educacional, Oreo fue entrega a Avianca para el vuelo Bogotá-Pereira; sin embargo, la mascota fue entregada presentado lesiones.

Lea también