Publicidad


Publicidad

Balenciaga envuelta en escándalo por fotos de temática 'bondage' con niños

Uno de los rostro más representativos de la marca, Kim Kardashian, dijo estar "reevaluando" su relación con la casa de moda

escándalo Balenciaga
Por Agencia Periodismo Investigativo | Mar, 29/11/2022 - 16:46 Créditos: Fotos: redes sociales

Una ola de críticas ha levantado la última campaña de la lujosa casa de modas Balenciaga, luego que publicara fotos con niños con temáticas "Bondage".

En las fotos se observan a niñas posando con osos de peluche en diferentes habitaciones y con objetos típicos de la marca. Pero al entrar en más detalle, los osos utilizan collares con candados, muñequeras de restricción para tobillos y muñecas, entre otros.

Esta práctica es conocida como BDSM, que incluye Bondage, Disciplina, Dominación, Sumisión, Sadismo y Masoquismo. El término fue acuñado en 1990 para abarcar un grupo de prácticas y fantasías eróticas.

Por la campaña titulada "Objects" y que ha generado un revuelo en las redes sociales, la marca Balenciaga pidió disculpas y se excusó ante sus clientes.

"Nuestros bolsos de peluche no deberían haber aparecido con niños en esta campaña", dijo Balenciaga.

Y agregó "Nos disculpamos sinceramente por cualquier ofensa que haya podido causar nuestra campaña navideña. Hemos retirado inmediatamente la campaña de todas las plataformas".

El escándalo de proporciones incalculables para la marca, ha generado que una de sus caras más reconocidas, la modelo Kim Kardashian, anunciara que está "reevaluando" su relación con la casa de moda.

"Como madre de cuatro hijos, me han sacudido las imágenes perturbadoras", dijo Kardashian.

En otro mensaje expresó "He estado callado durante los últimos días, no porque no me hayan disgustado e indignado las recientes campañas de Balenciaga, sino porque quería tener la oportunidad de hablar con su equipo para entender por mí mismo cómo pudo haber sucedido esto".

 

Las críticas continúan en redes sociales, tanto así que en la red social Tik Tok, hay videos de usuarios habituales de la marca botando la ropa a la basura y pidiendo no comprarla.